31 de oct. de 2018

Los lugares más terroríficos del mundo de Pokémon

Abróchate el cinturón, porque nos vamos de viaje a algunos de los lugares más espeluznantes del mundo de Pokémon.

Las diversas regiones que componen el mundo de Pokémon pueden resultar verdaderamente atractivas. Bellos bosques, ciudades imponentes, vastos océanos, soleadas islas tropicales... Hay todo tipo de lugares maravillosos, llenos de gente amable y Pokémon increíbles por descubrir. Sin embargo, en estas regiones existen ciertas áreas que es mejor evitar, ya sea por los peligros que entrañan o porque atraen a personajes desagradables. Puede que estos parajes tengan un trasfondo trágico o estén, en algunos casos, bajo el efecto de alguna maldición. Aprovechando que estamos en época de Halloween, vamos a repasar 13 lugares espeluznantes del mundo de Pokémon. A partir de hoy y hasta el 31 de octubre, vuelve a visitarnos cada día de la semana para poder leer sobre cada uno de estos lugares. Tanto si son tan horripilantes que te dan ganas de salir corriendo como si solo te dan algún que otro escalofrío al entrar, no deberías visitarlos sin un equipo de compañeros Pokémon.

¡Una amplia oferta de sustos!

Cerca de la punta sur de Ula-Ula en la región de Alola se encuentra el local abandonado del Supermercado Ultraganga. Se dice que Tapu Bulu, el Guardián de Ula-Ula, destruyó este enorme supermercado porque había sido construido en terreno sagrado. En la actualidad, este establecimiento es un laberinto de estanterías caídas y carritos y cajas abandonados. Si reúnes el valor suficiente para entrar, presenciarás cómo objetos inanimados se mueven por sí solos y otros fenómenos extraños. Si usas el Pokévisor, verás que, en efecto, ¡este supermercado está encantado!

Por desgracia para los Entrenadores más asustadizos, es necesario adentrarse en este supermercado para completar la Prueba de Zarala. La joven pide al jugador que investigue este lugar fantasmagórico y consiga fotografías de los Pokémon de tipo Fantasma que habitan en él. Al fondo del supermercado hay una sala cerrada que se abre misteriosamente cuando el jugador se acerca. Esta sala pequeña y sin ventanas es muy oscura, pero el jugador puede ver que en las paredes hay algunos dibujos y otros objetos con Pikachu como protagonista. Esta especie de altar se vuelve incluso más espeluznante a causa del grito ahogado que se oye y a la sensación de que alguien te observa cuando te acercas. Si te fijas bien, descubrirás quién está tan obsesionado con el popular Pokémon de tipo Eléctrico: ¡el poderoso Mimikyu dominante!

Un lugar seguro

En lo más profundo del Bosque Errantes, al sudeste de Kalos, se encuentra la Villa Pokémon, un refugio en el que habitan todo tipo de Pokémon. Normalmente, no resultaría demasiado aterrador que haya Pokémon viviendo en un bosque, ¿verdad? Sin embargo, al llegar a la Villa Pokémon, Édel, Líder de Gimnasio de Ciudad Fractal, te cuenta la historia de este lugar secreto. Resulta que esta villa es un refugio para Pokémon que huyen de Entrenadores desalmados.

Tras huir de terribles Entrenadores que los maltrataban, decidieron vivir en paz en este paraje natural pensando que no había sitio alguno para ellos en ninguna otra parte del mundo. Édel se da cuenta de que eres una persona amable que se preocupa por sus compañeros Pokémon y te da el visto bueno, para que así se te acerquen los Pokémon de la Villa Pokémon. Este es un lugar seguro en el que los Pokémon pueden vivir en armonía, y sus prados floridos lo convierten en un lugar bello, pero en el fondo esconde una oscura y triste historia.

Las dos torres

Hace tiempo, en Ciudad Iris había dos torres: la Torre Campana y la Torre Latón. Los Entrenadores puros de corazón pueden todavía subir a la Torre Campana y encontrar a Ho-Oh, pero la Torre Latón se conoce ahora con el nombre de Torre Quemada tras el incendio provocado por un rayo. El fuego se extinguió enseguida gracias a una lluvia repentina, pero se cobró la vida de tres Pokémon. Se dice que tras la intervención de Ho-Oh, estos Pokémon tuvieron una segunda oportunidad convertidos en los legendarios Raikou, Entei y Suicune.

Aunque la leyenda de la Torre Quemada hable de nuevos inicios, de la torre en sí poco queda en pie. La oscura y destrozada torre nunca se reparó, por lo que los jugadores que se aventuren en ella deben avanzar con cuidado. El suelo ha desaparecido por completo en algunas zonas, y del techo no queda prácticamente nada. Además, los Entrenadores necesitarán ayuda de sus Pokémon para empujar y romper los escombros si quieren averiguar el secreto que esconde esta sórdida torre: el escondite de aquellos tres Pokémon que se convirtieron en leyenda.

"Alg... muy extr...o"

Es probable que oigas hablar de que la Vieja Mansión está encantada incluso antes de entrar en ella. Pero probablemente no sea más que una leyenda urbana, ¿no?

Al explorar el caserón, queda claro que abandonado está, pero de ahí a hechizado hay un trecho. Casi es posible oír cómo crujen los escalones al pisarlos, y la vacía mesa central, ridículamente larga, parece congelada en el tiempo. Un retrato parece seguir al jugador con la mirada mientras recorre la habitación en la que se encuentra, y una televisión extraña parpadea en esta inquietante mansión. Si te acercas a la tele por la noche, puede que al final sí que acabes encontrando un fantasma: Rotom, en su primera aparición en el mundo Pokémon parece haberla poseído.

Si queréis pasarlo de miedo este Halloween, nada mejor que el episodio La Vieja Mansión de Generaciones Pokémon, que protagonizan una joven Entrenadora y su Chansey. Rotom no es el único fantasma que deambula en esta mansión, pero será mejor que lo comprobéis por vosotros mismos...

El reto de los Unown

Las Ruinas Alfa son un yacimiento arqueológico situado casi en el corazón de la región de Johto, al oeste de Ciudad Malva. Algunos investigadores llevan tiempo estudiando estas ruinas para desvelar los secretos que contienen. Si te atreves a entrar, enseguida notarás que la inquietante música crea una atmósfera perfecta para explorar estas oscuras catacumbas. Dentro encontrarás puzles para resolver y unos mensajes enigmáticos escritos en un alfabeto extraño. Conforme te adentras en el interior de las ruinas, encontrarás varias estatuas que parecen haber sido erigidas en honor a algo desconocido. Además, si intentas usar la radio de tu Pokégear dentro de las ruinas, recibirás unas señales desconcertantes.

Por supuesto, al entrar en las Ruinas Alfa, enseguida te encontrarás a los Unown que habitan en ellas. Estos Pokémon de tipo Psíquico son tan enigmáticos como las propias ruinas. Parecen letras y signos de puntuación, y sirvieron de inspiración para los jeroglíficos escritos en las ruinas (¿o fueron los jeroglíficos los que inspiraron las formas de estos Pokémon?). Por si las Ruinas Alfa no fuesen lo suficientemente espeluznantes, si te adentras en ellas con un Pokémon caminando a tu lado, pronto comenzará a actuar de forma cada vez más extraña. ¡Hasta a los Pokémon les dan miedo las Ruinas Alfa! Tómatelo como una señal de que no deberías pasar demasiado tiempo explorándolas.

El pueblo fantasma

La región de Alola es un paraíso tropical donde se puede disfrutar del sol, las playas, el surf y... ¿de un desolado pueblo abandonado? Pues sí, en efecto, escondido en la punta norte de Ula-Ula se encuentra el poco hospitalario Pueblo Po. Si eres capaz de cruzar la muralla que rodea el pueblo, encontrarás las ruinas de lo que fue una comunidad próspera en su día. En la actualidad, la vegetación salvaje, los vehículos oxidados y la lluvia constante hacen de Pueblo Po un lugar bastante desagradable. Los únicos toques de color los dan los grafitis de los miembros del Team Skull, que utilizan las ruinas de Pueblo Po como base de operaciones.

Uno de los pocos edificios de Pueblo Po a los que todavía se puede acceder es el viejo Centro Pokémon, pero incluso este edificio no es más que una oscura parodia de lo que fue antaño. Su interior está tan hecho trizas como el resto del pueblo, con un PC estropeado y sin Enfermera, aunque una Recluta del Team Skull se ofrece a curar a tus Pokémon por un módico precio. La atracción estrella de Pueblo Po es la imponente Mansión Misteriosa. Esta mansión deteriorada es ahora el escondite principal del Team Skull, en el que es habitual encontrar a su malvado líder, Guzmán. La verdad es que recomendamos quedarse en Ciudad Kantai al visitar Alola.

Un viaje a otro mundo

El paisaje extraterrestre del inquietante Mundo Distorsión no se puede comparar con ningún otro lugar que hayas visitado durante tus aventuras Pokémon. Es más, es posible que este extraño lugar ni siquiera forme parte del mundo tradicional de Pokémon. Se dice que el hogar de Giratina existe en un universo paralelo, posiblemente creado por el mismo Giratina para equilibrar el mundo real.

Es difícil no quedarse perplejo al explorar el confuso laberinto que es el Mundo Distorsión. Está lleno de plataformas flotantes y gigantes plantas con formas extrañas poco propias de Sinnoh, todo ello sobre un abismo negro con algo que parecen nubes en espiral. Por si fuera poco, en esta zona ni siquiera la gravedad se comporta de forma normal: los jugadores pueden incluso caminar por la cara inferior de algunas plataformas y subir (¿o bajar?) por cascadas flotantes invertidas. También se dice que en este mundo el tiempo no fluye.

Giratina se lleva a Helio al Mundo Distorsión cuando este fracasa en su intento de controlar a Dialga y Palkia para crear un nuevo mundo. Generaciones Pokémon muestra una cara incluso más tenebrosa de este lugar que la que se puede apreciar en Pokémon Platino. Tal vez el Mundo Distorsión sea un lugar tan desolador y falto de sentimientos como el mundo que Helio pretendía crear...

La inocencia perdida

Hacia el final de un largo viaje, tras llegar a los confines de la región de Teselia, el jugador termina en el Palacio de N, su adversario y líder de un equipo de malhechores. Lo que se encuentra allí no es el despacho de un genio del mal, como cabría esperar, sino algo mucho más espeluznante: a pesar de estar ya crecidito, la habitación de N es como la de un niño pequeño.

El jugador enseguida conoce la terrible verdad acerca del pasado de N gracias a la Musa del Amor, a la Musa de la Paz y a sus propias observaciones. N fue criado en esta habitación, al margen del resto de la humanidad y rodeado de Pokémon, aunque no normales y corrientes. Ghechis del Equipo Plasma le llevaba solamente Pokémon que hubiesen sufrido a manos de humanos malvados y traicioneros, una experiencia que marcó su forma de ver el mundo. Encerrado en su habitación, no pudo desarrollarse como un niño normal.

Las apariencias del carismático líder del Equipo Plasma engañan. El sufrimiento de esos Pokémon conmovió su corazón inocente, un acto de manipulación de Ghechis, que quiso criarlo para llevar a cabo sus malvados planes. La habitación de N es un siniestro recordatorio de la vida que se le negó.

Secretos hundidos

La región de Hoenn es conocida por sus vastos mares y no son pocas las sorpresas que uno puede encontrarse en sus profundidades. Los Entrenadores temerarios con Pokémon que hayan aprendido la técnica para bucear pueden explorar las ruinas de Malvamar una instalación científica que cayó en desuso hace décadas y que se encuentra al norte de la Ruta 108.

En estas ruinas, el tiempo parece haberse detenido. En su momento fue una instalación científica innovadora, pero ahora no quedan más que los restos. El suelo de muchas habitaciones está agrietado y, en ciertas zonas, se ha desmoronado por completo. Si tienes cuidado y consigues abrirte paso entre los escombros, puedes llegar a una extraña habitación en la que te sentirás como si alguien te estuviese observando. Si desvías tu atención, aunque solo sea un momento, puede que aparezca una Piedra Espíritu, como atraída por tu presencia. ¿Tendrá algo que ver con Spiritomb, el Pokémon Prohibido?

Mientras recorres las ruinas, es posible conocer cómo vivían aquellos que habitaban en Malvamar en sus tiempos de esplendor. Las pautas de la empresa para hacer de Malvamar un lugar "próspero y feliz" proponían a los trabajadores que pensaran menos y trabajasen más. Unos informes confidenciales de Devon revelaban que existía una investigación sobre un nuevo tipo de energía obtenida de la fuerza vital de los Pokémon. El cierre de Malvalanova parecía perseguir a un hombre que se sentía culpable por todos los despidos que hubo. También encontrarás la carta de un hijo a su padre, en la que le decía que esperaba poder verlo de nuevo algún día...

«Su fuerza se nos escapa de las manos...»

Muchos Entrenadores tienen buenos recuerdos de sus viajes por Kanto. Pero incluso esta hermosa y verde región guarda algunos secretos, y ningún lugar representa mejor su complicada historia que la Mansión Pokémon de Isla Canela.

Cuando el jugador comienza su aventura, la Mansión Pokémon es ya poco más que un edificio en ruinas, a pesar de ser uno de los más grandes de la región de Kanto. Sus cuatro plantas fueron, en su momento, el escenario de un ambicioso experimento: utilizar al Pokémon singular Mew para crear un nuevo Pokémon, Mewtwo.

Los científicos al cargo de la investigación no fueron capaces de dominar al Pokémon legendario. No se sabe exactamente por qué se rebeló contra sus creadores, pero la destrucción que se puede apreciar en la Mansión Pokémon es una prueba clara de que el experimento acabó en tragedia. En el pasado, este fue un lugar donde se reunían las mentes más brillantes del mundo Pokémon, pero ahora está lleno de Pokémon de tipo Fuego y de tipo Veneno, de ladrones y de diarios en los que se relata cómo la ambición acabó convirtiéndose en arrogancia. Es también uno de los pocos lugares de su Kanto natal en los que es posible encontrar al misterioso Pokémon Transform., Ditto.

Olvídate del servicio de habitaciones

¿Te apetece algo de exploración urbana? Entonces dirígete al Hotel Desolación, en el norte de la región de Kalos. De lo que fuera en el pasado un hotel de lujo ahora no quedan más que vestigios, y esto lo convierte en un área espeluznante y, con toda seguridad, peligrosa. De hecho, la estructura principal del edificio se derrumbó, y no quedan más que deprimentes ruinas de hormigón y sospechosas escaleras que llevan a habitaciones subterráneas. Este hotel está tan dilapidado que incluso hay zonas en el subsuelo bloqueadas por escombros. Se puede acceder tanto por la Ruta 15 como por la Ruta 16, y necesitarás usar ambos accesos si quieres desvelar todos los inquietantes secretos que esconde.

Mientras recorres los oscuros pasillos del Hotel Desolación, presta atención por si ves moverse alguna papelera sospechosa entre las estanterías caídas y muebles destrozados. Si tienes el valor suficiente para examinarlas, puede que encuentres objetos valiosos o incluso Pokémon. Visita el hotel los martes si quieres tener la oportunidad de encontrarte a un Rotom de tipo Eléctrico y Fantasma, o alguna de sus formas alternativas. Pero ten cuidado, este hotel abandonado es un lugar de encuentro de Chicas Malas y Chicos Malos, que no dudarán en retarte a un combate Pokémon.

Un puente al más allá

Nada como el Puente Progreso para ir de la Ruta 15 a la 16 en la región de Teselia. Esta grandiosa estructura es una maravilla de la ingeniería, pero guarda un misterioso secreto. En ocasiones, al cruzar el puente, aparece una chica joven que se desvanece en cuanto alguien se le acerca. Según la leyenda local, había una chica que jugaba con su Abra en el lugar donde se construyó el Puente Progreso, lo que ha llevado a algunos a pensar que es el espíritu de esa joven el que se aparece en el puente.

El jugador descubre más detalles acerca de la historia de esta chica en Villa Horroris, situada al este de Pueblo Chamota, cerca de la Montaña Reversia. Villa Horroris tiene un aspecto escalofriante con sus suelos desgastados, paredes agrietadas y muebles desordenados. Es aquí donde vuelve a aparecer el espíritu de aquella joven, esta vez desvelando fragmentos inquietantes de sus recuerdos. Llama a sus padres y a su querido Abra, pero no es capaz de encontrarlos en su «sueño oscuro como el azabache». Finalmente se descubre que, cuando todavía vivía, pretendía entregarle la Pluma Lunar a cierto Pokémon, pero nunca lo consiguió. Si exploras Villa Horroris a fondo, ¡es posible que te topes con la Pluma Lunar! Si llevas este objeto al Puente Progreso, encontrarás al Pokémon legendario Cresselia.

La torre del terror

En Pueblo Lavanda, en la región de Kanto, se encuentra uno de los lugares más siniestros del mundo de Pokémon: la Torre Pokémon. Esta estructura de siete plantas es el edificio característico del pequeño pueblo y hace las veces de cementerio en el que descansan los Pokémon fallecidos. Muchos visitan esta torre para rendir homenaje a aquellos amigos que han pasado a mejor vida, pero no son los únicos que se suelen pasar por allí. La Torre Pokémon está encantada, y no es raro toparse con fantasmas al explorarla. Es recomendable que aquellos que quieran visitar la Torre Pokémon traigan un Visor Silph, que permite descubrir qué Pokémon se esconde tras cada espectro para combatir contra ellos y atraparlos.

La sombra del Team Rocket también llegó a la Torre Pokémon. En cierto momento, unos miembros de esta maligna organización acabaron con la madre de un Cubone, y el espíritu de esa pobre Marowak se quedó errando por esos lares. Si fuese posible calmar el espíritu de Marowak, tal vez podría dejar la Torre Pokémon en paz... Pero ¿quién tendría el valor suficiente como para enfrentarse a este espectro furioso?

Volver al inicio